Archive

Archive for enero, 2011

“Lo que queda del Palacio De Correos” (Por Diario La NaciA?n)

enero 26th, 2011 1 comment

Chloroquine cost boots VER NOTA COMPLETA

Fue Roberto Lavagna, cuando era ministro de EconomA�a, quien lanzA? en un Congreso de IDEA, en Mar del Plata, la propuesta de convertir el majestuoso Palacio de Correos en un museo del Bicentenario que continuara la milla de oro museA�stica de Buenos Aires y diera oportunidad de exhibiciA?n a muchas obras del acervo del Museo Nacional de Bellas Artes condenadas a los sA?tanos por falta de metros.

El palacio, que habA�a sido elegido por la princesa de Gales como sede de la recepciA?n ofrecida en la Argentina por la calidad de su arquitectura, estaba por entonces dentro de la A?rbita de Cultura. JosA� Nun tenA�a la palabra cuando se llamA? a un concurso de anteproyecto al que se presentaron, entre otros, Jorge Telerman y el hijo de I. M. Pei, arquitecto chino famoso por la pirA?mide que ejecutA? para el Museo del Louvre.

De aquella iniciativa, que parecA�a auspiciosa, a la situaciA?n actual media una distancia mucho mayor que el tiempo transcurrido desde noviembre de 2006, fecha en la que se hizo pA?blico el proyecto ganador. No se cumplieron los plazos. El rumboso Centro Cultural del Bicentenario no se inaugurA? en mayo de 2010. Solamente hubo un acto en la nave central del Palacio, para comprobar que las pizarras de la mansarda original habA�an sido reemplazadas por vidrios, con la idea de iluminarla a giorno con los colores de las banderas de los paA�ses homenajeados en visitas oficiales.

El edificio, monumento histA?rico nacional, es una pieza clave de la arquitectura de Buenos Aires. Fue inaugurado en 1928 y lleva la firma de Norbert Maillart, autor, tambiA�n, de los proyectos del Palacio de Tribunales y del Colegio Nacional de Buenos Aires. No es una novedad para nadie subrayar que el patrimonio arquitectA?nico es un recurso no renovable, referencia ineludible de la identidad de un paA�s. Basta recordar con cuA?nto A�mpetu los jeques de Qatar y Abu Dhabi han convertido al golfo PA�rsico en el laboratorio de pruebas de los grandes arquitectos globales, para construir una cadena de nuevos museos que le otorgue “espesor” cultural a un paA�s con mA?s dinero que historia.

En un brusco golpe de timA?n, el Palacio de Correos y su millonario proyecto pasaron a manos del ministro De Vido. ProsperA? la idea de instalar un gigantesco auditorio con acceso por la avenida Corrientes, lo que exigA�a desguazar la parte industrial. Quien camine por Corrientes en estos dA�as no tiene mA?s que asomarse detrA?s de la empalizada para ver que del edificio original queda la fachada; en el centro, hay un enorme vacA�o. La nada.

Las plantas de perA�metro libre existentes, donde se hizo una recordada ediciA?n de Estudio Abierto, curada por Ana MarA�a Battistozzi, tenA�an la dimensiA?n perfecta de una gran nave expositiva como son los Arsenales en la bienal veneciana. Conviene recordar que Maillart, cuando proyectA? el edificio, tuvo que realizar una reforma clave en los planos originales debido a la baja calidad del suelo, que es tierra ganada al rA�o. La estructura palaciega, incluidos el cA�lebre SalA?n de los Escudos y el SalA?n Eva PerA?n, que Evita usA? como despacho en 1946, corre serio peligro. Historia y patrimonio en riesgo, en una obra faraA?nica de final incierto.

“La belleza de la foto es un pequeA�o edificio en la avenida Montes de Oca 1649, en Barracas, que estA? en peligro de caer demolido ilegalmente” (Por PA?gina 12)

enero 22nd, 2011 1 comment

Proteger Barracas

Cheap myambutol generic name

VER NOTA COMPLETA

A�La belleza de la foto es un pequeA�o edificio en la avenida Montes de Oca 1649, en Barracas, que estA? en peligro de caer demolido ilegalmente. En este caso, la ilegalidad es abierta, manifiesta e inocultable, ya que el predio tiene catalogaciA?n cautelar y estA? en el catA?logo preventivo de la ciudad. Pero segA?n denuncia Proteger Barracas, estamos ante otro caso de pasarse la ley por las partes aprovechando la pasividad del gobierno porteA�o. Vaya esta nota, pues, como advertencia pA?blica para que los funcionarios directamente involucrados no aleguen despuA�s ignorancia. Los inquilinos del edificio ya fueron avisados que en marzo tendrA?n que buscarse otro hogar. Ya se la veA�an venir, porque en enero de 2009 el edificio apareciA? en venta como un lugar a demoler para construir a nuevo. Luego fue protegido en el catA?logo preventivo, lo que deja la idea de que apareciA? asA� cuidado, probablemente bajo la ley 3056, a raA�z de un pedido de permiso de demoliciA?n. Todo indica que quienes no se conforman con los lA�mites y saben que el gobierno no tiene ni quiere tener multas y sanciones, van a seguir adelante. MA?s informes sobre esta pieza patrimonial en peligro y su situaciA?n en el excelente blog: http://prote gerbarracas.blogspot.com/2009/01/que-ves.html

“ZoolA?gico de Buenos Aires, CrA�tico informe de la AuditorA�a antes de la licitaciA?n” (Por Noticias Urbanas)

enero 12th, 2011 No comments

“Patrimonio arquitectA?nico y elementos bibliogrA?ficos estA?n daA�ados. AdemA?s, se perdieron 103 especies de las que se albergaban en el predio ubicado en pleno centro de Palermo.”

Cheap paroxetine VER NOTA COMPLETA

Sobre la actividad de la ComisiA?n Nacional de Museos y de Monumentos y Lugares HistA?ricos

enero 12th, 2011 No comments

Hacer cultura por mano propia (Por ClarA�n Arquitectura)

A�

Teatro de Goya

Los organismos de protecciA?n del patrimonio inmueble en todos los niveles del Estado funcionan en la Argentina con tiempos insoportablemente lentos para los fines que persiguen, estA?n subdimensionados y sin financiaciA?n, cooptados por profesionales que responden a intereses antagA?nicos a sus objetivos y se han vuelto tan inocuos en sus recomendaciones de protecciA?n que con frecuencia se convierten en proveedores de coartadas para demoler.

Con naturalidad y resignaciA?n recibimos la noticia de que en Corrientes, un teatro de seiscientas butacas que funciona desde 1877 y es el mA?s antiguo del paA�s en uso, declarado en 2007 Monumento HistA?rico Nacional, corre riesgo de perderse. Dice al respecto el corresponsal de ClarA�n (ediciA?n del 02-12-10, pag. 37): a�?El secretario de Cultura de Goya, Carlos Ginocchi, explicA? que ya dejA? en manos del gobernador Ricardo Colombi la propuesta de compra del teatro por parte de la provincia. Mientras esperan la resoluciA?n del mandatario provincial, la AsociaciA?n Amigos del Teatro y el grupo Candilejas juntan firmas: ya tienen alrededor de 3.000, para presentar un petitorio al Gobierno en el que solicitan la compra. AdemA?s de las gestiones oficiales para la compra del teatro, algunos vecinos impulsan una colecta entre los habitantes de la ciudad, que superan los 86 mil. a�?Esto podrA�a ser una buena opciA?n para no tener que esperar las gestiones oficiales y asegurar de una buena vez que el teatro quede en manos de los goyanosa��, seA�alana�?.

A?Por quA� tienen los vecinos de Goya que juntar firmas y hacer una colecta para salvar un edificio que ya tiene el mA?s alto nivel de protecciA?n patrimonial que se otorga en la RepA?blica Argentina? La respuesta de los vecinos es sencilla: para no tener que esperar las gestiones oficiales. Tanto demoran en idas y venidas los papeles de los algo menos de quinientos Monumentos HistA?ricos Nacionales que edificios coloniales o historicistas, pueblos histA?ricos, ruinas arqueolA?gicas, cuevas pintadas y cementerios ancestrales colapsan y se diluyen en la nada antes de que llegue el auxilio.

Estos daA�os no tienen eco en la prensa nacional, que es la que pesa a la hora de evaluar las gestiones de los funcionarios, quienes publican en cambio con fondos pA?blicos onerosos libros que los harA?n inmortales. A?El balance? Patrimonio 0. FiguraciA?n 10. El crimen perfecto.

Los organismos dedicados al patrimonio material fueron diseA�ados en la dA�cada del 40 de acuerdo a criterios por los que el patrimonio que debA�a protegerse era el monumental, una especie de ilustraciA?n fA�sica de la historia y un catA?logo construido de la historia de la arquitectura. La Segunda Guerra, y el arrasamiento cultural consecuente, puso en primer plano el tema de los valores identitaros cambiando los criterios de conservaciA?n en todo el mundo, cambio registrado en la Cartas de ICOMOS de Venecia (1966) y posteriores de Burra y Nara, entre otras.

Pero Argentina no cambiA? estructuras ni mentalidad. En la ComisiA?n Nacional de Museos y de Monumentos y Lugares HistA?ricos un frA�o funerario disfrazado de rigor acadA�mico pone distancia entre la vivacidad de un paA�s que se interesa por su pasado construido y los funcionarios de esa instituciA?n obsoleta cuya A?rea operativa es A?ad honorem! Dice un refrA?n popular que justo cuando el burro aprendiA? a no comer se muriA? y podrA�amos decir que cuando los organismos de protecciA?n del patrimonio habA�an llegado a estar totalmente desactivados, cuando al comA?n de los arquitectos se les habA�a instalado el errado concepto de que no podA�an opinar del tema porque era cuestiA?n de a�?especialistasa�?, cuando al a�?especialistaa�? que se comprometA�a con el patrimonio se le garantizaba el fin de su carrera acadA�mica, cuando en las Universidades las cA?tedras de Historia enseA�aban resignaciA?n ante los escombros, es decir, cuando ya habA�a vA�a libre total para la demoliciA?n; la poblaciA?n empezA? a reaccionar. Despacio, sensatamente, en una tendencia indeclinable y sostenida aparecieron las ONG, las agrupaciones de patrimonio y las asambleas vecinales, mostrando que los temas culturales que a la gente le importan son exactamente aquellos que los funcionarios de cultura dejan cuidadosamente de lado.

El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, bajo presiA?n de la mayor cantidad de organismos vecinales activos del paA�s, incluyendo la inquieta ONG a�?Basta de Demolera�?, ha empezado a mostrar flexibilidad. Es hoy el patrimonio arquitectA?nico del interior el mA?s amenazado.

La construcciA?n de locales de pA�sima factura en el espacio de acceso al Teatro Solari de Goya (foto) es sA?lo una pA?lida muestra de la negligencia que arrasa el paA�s.

La poblaciA?n de Goya ha decidido cortar camino. Si cuando la justicia no funciona la poblaciA?n se plantea hacer justicia por mano propia, en este caso, cuando los mecanismos de protecciA?n cultural colapsan, los ciudadanos empiezan a ejercer su derecho a vivir en un paA�s con memoria construida mediante el ejercicio de la cultura por mano propia.

Order venlor

MA?s InformaciA?n en:

“Pusieron en venta el Teatro Solari de Goya, el mA?s antiguo del paA�s” (Por Diario La RepA?blica)

“Un caso Ejemplar” (Por PA?gina 12)

enero 10th, 2011 No comments

“Casa chorizo, fachada romana, terreno grande, manzana de casas similares, barrio de Barracas… y la amenaza de perderlo todo por la especulaciA?n inmobiliaria y la zonificaciA?n absurda.”

Clopidogrel 75 mg price uk VER NOTA COMPLETA

Demoliciones en feriado (Por PA?gina12)

enero 8th, 2011 1 comment

Es la avivada de siempre, que funciona por la completa indiferencia del gobierno porteA�o. Basta de Demoler, que no se dedica a inspeccionar nada, detectA? solita dos casos alevosos de demoliciones patrimoniales sin cartel de obra, sin permiso y sin planos presentados. Otra vez, el hecho consumado. La casita italianizante estA? en Virrey Cevallos 1179, entre San Juan y Humberto IA?, en el barrio viejo de ConstituciA?n. AllA� habA�a un seA�or que ya estaba trabajando a las ocho de la maA�ana del jueves 30, tirando los escombros para adentro del lote. El edificio mA?s grande estA?, por supuesto, en Corrientes 4098, en la esquina del viejo mercado de flores, y aloja una bella farmacia. No queda muy en claro quA� es lo que estA?n haciendo los obreros, pero sA� que hay volquete y escombros pero no hay cartel ni permiso de obra. Ya que los funcionarios de la Dgroc, que deberA�an estar controlando estas cosas, no hacen nada, A?no podrA�a la Uocra controlar y denunciar? A fin de cuentas, sus afiliados son forzados a participar de estos delitos.

Order lozol cost

1Corrientes_4098

VER NOTA COMPLETA

ADEMAS:

La batalla cultural

“En este suplemento hemos afirmado en reiteradas oportunidades que la cuestiA?n del patrimonio arquitectA?nico se incorporA? definitivamente a la agenda polA�tica, y es un tema mA?s como la salud, la educaciA?n o la seguridad. La demostraciA?n mA?s clara de esta nueva situaciA?n son las numerosas leyes que, por ejemplo, en la Ciudad de Buenos Aires se sancionaron en los A?ltimos aA�os. Entre 1996 y 2005, los primeros diez aA�os de existencia de la Legislatura, se aprobaron 44 leyes patrimoniales y entre 2005 y 2009 las normas sancionadas fueron 107. En 2010, sobre un total de 269 leyes aprobadas, 48 estuvieron referidas a la protecciA?n del patrimonio arquitectA?nico, muchas de ellas despachadas en comisiA?n en el perA�odo anterior.

Pero a su vez estas leyes contuvieron cada una de ellas una gran cantidad de inmuebles que ahora estA?n protegidos. Durante los primeros diez aA�os parlamentarios sA?lo se incorporA? una cantidad relevante de inmuebles en el CA?digo de Planeamiento Urbano, sancionado en el aA�o 2000. Esta norma incluyA? la lista de edificios relevados y protegidos en San Telmo a partir de una ordenanza de 1979 que cristalizA? el trabajo del arquitecto JosA� MarA�a PeA�a, y contemplA? una veintena de A?reas de protecciA?n histA?rica, que permanecieron sin reglamentar hasta 2009.

En el A?ltimo lustro tambiA�n se aprobaron normas que cambiaron sustancialmente el sistema de protecciA?n, y se implementaron y reinterpretaron otras existentes que contribuyeron a modificar los criterios y alcances de la preservaciA?n patrimonial.”

(…)

“De todos modos, la batalla principal que han ganado los patrimonialistas es la batalla cultural. Hasta hace poco tiempo era frecuente escuchar a funcionarios, ciudadanos, arquitectos y depredadores patrimoniales, de todo pelaje y color, renegar pA?blicamente sobre las medidas de protecciA?n patrimonial y justificar las demoliciones con argumentos que pretendA�an equiparar construcciA?n nueva con el desarrollo.

Felizmente, la acciA?n ciudadana, la labor de funcionarios y legisladores comprometidos, la atenciA?n de la prensa y la intervenciA?n eficaz de buena parte del Poder Judicial, cambiaron completamente el panorama, y hoy los depredadores, al menos, se llaman a silencio.

Poco tiempo atrA?s, la protecciA?n patrimonial llegaba justo hasta un paso antes de chocar con los intereses econA?micos que se le oponA�an. Es decir, se protegA�a aquello que de alguna manera no necesitaba protecciA?n porque nadie lo querA�a destruir.

En 2011 ese lA�mite se ha cruzado definitivamente y lo recordaremos por ser el aA�o en que un banco multinacional debiA? retroceder y restituirle el nombre al Teatro Opera, y en el que una gran constructora tuvo que renunciar a un proyecto inmobiliario, acorralada por los vecinos de Palermo, que no permitieron que se perdiera La Cuadra y La Imprenta. Falta mucho por hacer, por eso no hay dudas de que algo ha cambiado en Buenos Aires.”

VER COLUMNA COMPLETA

El juez ratificA? la medida cautelar que protecciA?n de a�?La Cuadraa�? y de a�?La Imprentaa�?. Mientras tanto los vecinos crean una organizaciA?n vecinal.

enero 8th, 2011 1 comment

Con fecha 29/12/2010 el juez Otheguy ratificA? la medida cautelar ordenandoA�al GCBA impedir cualquier acciA?n que implique alteraciA?n en estos inmuebles, hasta el dictado de la sentencia definitiva.

Mientras tanto,A�los vecinos de La Imprenta y La Cuadra estA?n formalizando una ONG. Para mA?s informaciA?n “AsociaciA?n Barrio La Imprenta”

Where to buy premarin cream cheap

Patrimonio en peligro en la ciudad de CA?rdoba:

enero 8th, 2011 No comments

Fuente, cadena3

“Denuncian penalmente a Schiaretti por la demoliciA?n de Casa de Gobierno” (Por Diario La Voz del Interior)

El titular de la FundaciA?n para la Defensa del Ambiente (Funam), RaA?l Montenegro, denunciA? hoy penalmente al gobernador Juan Schiaretti por la decisiA?n de demoler la Casa de las Tejas Abanaki oil skimmer price .

La denuncia es por la supuesta comisiA?n de los delitos de a�?violaciA?n de deberes de funcionario pA?blico y abuso de autoridada�?.

a�?Lo que se persigue es que se someta a proceso al gobernador y a los responsables porque esta demoliciA?n no estA? permitida por ley y viola disposiciones nacionales, provinciales y municipalesa�?, indicA? a La Voz el representante letrado de Montenegro, Carlos Nayi.

La presentaciA?n, realizada esta maA�ana ante la FiscalA�a de cuarto turno a cargo de la doctora Dolores Romero DA�az en el edificio de Tribunales II, solicita como a�?medida urgentea�? que se detengan las tareas de demoliciA?n porque sostiene que son a�?ilegalesa�?.

El pedido de investigaciA?n alcanza tambiA�n a quienes a�?directa o indirectamentea�? hayan participado en la decisiA?n de tirar abajo el edificio.

Montenegro tambiA�n pide a la Justicia que investigue una presunta defraudaciA?n por administraciA?n fraudulenta, ya que el Gobierno provincial admitiA? que en los A?ltimos meses invirtiA? 1,2 millA?n de pesos en mejoras del edificio que ahora busca demoler.

Ilegal. La presentaciA?n judicial sostiene que la Provincia no cuenta con la debida autorizaciA?n municipal para demoler el edificio y que esta acciA?n viola disposiciones de la ley de Ambiente nA� 7343, porque se omitiA? el aviso de proyecto y la evaluaciA?n del impacto ambiental.

TambiA�n asegura que se estA? vulnerando el decreto nacional 1.062/82, que establece que los funcionarios pA?blicos no pueden afectar edificios histA?ricos de mA?s de cincuenta aA�os sin una consulta previa a la ComisiA?n Nacional de Patrimonio HistA?rico, y el artA�culo 65 de la ConstituciA?n Provincial, que indica que el Estado es responsable de la conservaciA?n del patrimonio cultural.

a�?La demoliciA?n encarada viola derechos culturales y de identidad que son parte integrante de los derechos humanosa�?, sostiene la presentaciA?n.

VER NOTA COMPLETA

“El aA�o de la polA�tica” (Por PA?gina12)

enero 5th, 2011 No comments

Si algo dejA? en claro 2010 para la causa patrimonial, es que la polA�tica es la gran herramienta para lograr cambios y limitar la especulaciA?n. Justo a tiempo para el aA�o electoral que empieza.

VER NOTA COMPLETA

Que no sea cuestiA?n de hacer la lista de edificios salvados, catalogados o perdidos. Y que no sea tildar en un papelito las agachadas, trampas y complicidades de funcionarios amigos de la poderosa industria inmobiliaria. Lo que aparece con toda claridad al pensar el aA�o que cerrA? es que cuidar el patrimonio es como combatir a las tabacaleras: se logra con acciones grupales, politizando el asunto y creando un nuevo sentido comA?n. Porque si esperamos que todo el mundo deje de fumar…

Esto queda absolutamente en claro con casos puntuales que tuvieron reacciones rA?pidas, como La Cuadra, la AsociaciA?n Santa LucA�a, el Teatro Opera y hasta los benditos escalones de la Recoleta. En escalas y barrios diferentes, todos estos eventos tuvieron en comA?n la movilizaciA?n. Los vecinos de Palermo, Proteger Barracas, Basta de Demoler… primerizos u organizados, fueron los vecinos protestando que lograron salvar edificios. Los vecinos de Floresta tambiA�n estA?n en la trinchera, cuidando su flamante Area de ProtecciA?n HistA?rica de vivos de cabotaje que siguen rompiendo casas protegidas para hacer mA?s locales.

A estos vecinos protagonistas se les agregaron, como otro sA�ntoma positivo, actores polA�ticos que empezaron a entender que el patrimonio es una batalla que hay que dar. Desde la Legislatura y, sorpresa, desde la gestiA?n, se diferenciaron de las Mesquidas y Barelas, los ChaA�n y los Lostri de esta vida. TambiA�n hubo una patriada recordable, una tragedia con muertos, una frenada en el pavimento y un encuentro muy importante de patrimonialistas.A�

Gente nueva

Los tres casos ejemplares de vecinos movilizados para salvar el patrimonio permiten ver las cosas con matices. El caso del Teatro Opera fue de una espontaneidad notable, en particular por tratarse de patrimonio intangible. Resulta que el banco Citi tiene una polA�tica internacional de adquirir lugares notables, mantener sus actividades y estamparles su nombre como publicidad. Este tipo de cosas son justificadas por los norteamericanos a��cuando se dice a�?internacionala�? debe entenderse norteamericanoa�� con vaguedades de a�?ciudadanA�a corporativaa�?, pero son simple y llana publicidad. En Estados Unidos a la gente le molestA? este tipo de cosas, en particular cuando el Shea Stadium a��el mA?s tradicional y querido del bA�isbol neoyorquinoa�� terminA? de Citi Stadium. Pero se la bancaron.

El Citi, filial argentina, hizo robA?ticamente lo mismo, sin atender a contextos, con lo que terminA? protagonizando uno de los mA?s memorables desastres de relaciones pA?blicas jamA?s vistos. Lejos de ser un evento que asociara al banco con la cultura bajo una luz positiva a��a�?inversiA?n sociala�?, en el extraA�o lenguaje de las relaciones pA?blicasa�� terminA? siendo un sA�mbolo de frivolidad adquisitiva: un banco apropiA?ndose de la pA?tina creada por otros. El banco reaccionA? tarde y mal, tal vez desconcertado por la buena recepciA?n oficial a��el ministro de Cultura porteA�o, HernA?n Lombardi, brindando en la inauguraciA?n, feliz de que el teatro fuera ahora Citi y no Operaa�� y pensando que el a�?eventoa�? con Mirtha Legrand de madrina cerraba la cuestiA?n.

Para cuando se encontraron con civiles repartiendo volantes en la puerta, ni siquiera tuvieron el reflejo de parar al goruta que se dedicA? a fotografiarlos como si fuera de la SIDE. La presiA?n moral fue tal que, sin admitir error alguno, el Citi cediA? y restaurA? el nombre viejo. El teatro se llama ahora Citi/Opera. Que Mirtha Legrand los criticara en cA?mara fue el fin de la resistencia del banco.

El caso del centro Santa LucA�a en Barracas fue mA?s concreto y por asA� decirlo tradicional. Un edificio en un barrio bajo ataque. El edificio cierra y se transforma, con esa magia de las inmobiliarias, en un terreno ocupado por alguna cosa vieja. Y los vecinos contraatacan con Proteger Barracas coordinando. Lo notable del asunto es que donde ni el CAAP ni nadie en el Ejecutivo estaba dispuesto a mover un dedo, los legisladores catalogaron el edificio y listo. Buenos reflejos de polA�ticos que no estA?n directamente al servicio de la industria de la destrucciA?n-construcciA?n, como a�?los profesionalesa�? de Desarrollo Urbano.

El tercer caso fue de laboratorio, el de ver aparecer el germen de una ONG en un barrio que no la tiene. El anuncio de la demoliciA?n inminente de La Imprenta y La Cuadra creA? de la nada un grupo de vecinos en esa zona de Palermo tan castigada por las demoliciones que va del HipA?dromo al Hospital Militar. Hubo una asamblea muy concurrida, buena cobertura de los medios, fuertes crA�ticas al CAAP, que en un rapto de demencia notable hasta para ellos aprobA? la demoliciA?n del A?ltimo stud porteA�o y de un edificio industrial del siglo XIX. Nuevamente, los polA�ticos reaccionaron rA?pido y ambos edificios fueron catalogados.

De paso, la falta de luces del CAAP nos va a costar a los contribuyentes unos buenos pesos, ya que el estudio Churba anunciA? que demandarA? a la Ciudad por diez millones por perderse de destruir estas dos piezas patrimoniales. Ay, Churba, con un apellido tan ilustre…

Lo que no hubo caso de salvar fue el finalito de San Telmo, sobre la avenida Garay, donde ese acto de vandalismo urbano que es el Quartier San Telmo se va a alzar nomA?s. Es un sA�mbolo de nuestro atraso legal que se pueda hacer una torre en un lugar asA�, por no hablar del caletre creativo de la empresa que todavA�a diseA�a esos objetos. Hubo una ida y vuelta de amparos y apelaciones, que demorA? la obra pero no la parA?.

Cales y arenas

El CAAP, ya mencionado, se terminA? de hundir en el desprestigio. Este Consejo Asesor en Asuntos Patrimoniales ya estaba mostrando la hilacha desde antes, pero este 2010 dejA? en claro que es una catA?strofe, con pocas y honrosas excepciones. Pese a su nombre tan patrimonial, es una entidad de cabotaje que siempre estA? mA?s atenta a la lA?gica del negocio inmobiliario que a cualquier consideraciA?n cultural. Un nA?cleo duro de sus miembros estA? formado, nada casualmente, por funcionarias pA?blicas, de Desarrollo Urbano y de Cultura, que actA?an en un unA�sono que deberA�a darles pudor a las de Cultura. Tradicionalmente, siempre hubo tensiA?n entre ambos ministerios por temas patrimoniales, asunto aparentemente solucionado con la rendiciA?n incondicional de Cultura.

La excepciA?n mA?s notable es la inesperada MA?nica Capano, que preside la ComisiA?n para la PreservaciA?n del Patrimonio HistA?rico Cultural de la Ciudad, antaA�o un sello de goma y ahora un punto de resistencia a la piqueta. No es casual que Capano sea la A?nica persona en el CAAP que no es arquitecta y piensa las cosas desde la cultura y la sociedad. Es, por suerte, una persona firme y capaz de empacarse, ya que de otro modo no aguantarA�a las agresiones constantes de las funcionarias miembro.

Otro inesperado personaje del aA�o es el defensor adjunto del pueblo porteA�o, Gerardo GA?mez Coronado, que transformA? su equipo en una herramienta de los vecinos para frenar los negocios inmobiliarios y defender la identidad de sus barrios. La Defensora Alicia Pierini tuvo la buena idea de crear este mandato, atendiendo a la idea a��constitucional desde 1994a�� de que el patrimonio es un derecho de los porteA�os. GA?mez Coronado puso una gran energA�a en temas urbanos. Los vecinos de La Cuadra, los de Floresta a��hasta amenazados por matonesa�� y los de varios barrios que se encontraron con que Macri quiere hacerles a�?sapitosa�? bajo las vA�as ya aprendieron a confiar en A�l.

En la Legislatura aparecieron figuras que empezaron a tomar el tema con mA?s fuerza. Patricio Di Stefano, que ahora preside la ComisiA?n de Patrimonio fundada por Teresa de Anchorena, logrA? el golazo notable de crear el APH de la City, que lleva el barrio histA?rico efectivamente de San Telmo a Plaza San MartA�n. Martha Varela demostrA? cA?mo cambia la textura urbana con su proyecto de la avenida Callao, aprobado en 2009, que obligA? a bajar marquesinas y cambalaches visuales. Sergio Abrevaya y Eduardo Epszteyn llevaron adelante proyectos propios y, en varios casos, coordinaron polA�ticamente que se aprobaran ideas importantes, como la renovaciA?n de la 3056 a ultimA�simo momento.

Estas figuras forman un tremendo contraste con otras, como la de la diputada Silvina Pedreira, que tuvo la idea brillante de torpedear todo el magro sistema de protecciA?n de edificios patrimoniales desde la Legislatura. Con la falta de sutileza que la caracteriza, la diputada alegA? la protecciA?n de la propiedad privada y quiso armarle a la ley 3056 tal papeleo que la dejarA�a manca y renga, inaplicable. No le fue bien.

Desde el Ejecutivo, la subsecretaria Josefina Delgado, la directora Liliana Barela y el director Antonio Ledesma decidieron este invierno darse por ofendidos por las crA�ticas al CAAP, donde sus subordinadas se lucen por la amistad con la industria inmobiliaria. Fue un momento penoso, en particular para las que se supone son personas de la cultura. Para fin de aA�o, ambas estaban al parecer subiendo la apuesta y gruA�endo que les van a hacer juicio a varias figuras que las critican. Esto constituye una pavada, ya que ser funcionario es exponerse a las crA�ticas de la vida pA?blica. Como dicen los norteamericanos, si no les gusta el calor, que no entren en la cocina.

El Ejecutivo terminA? arreglando los escalones del cementerio de la Recoleta, con peldaA�os de mA?rmol del mismo grosor pero de diferente veta, venidos de vaya a saberse cuA?l demoliciA?n. Mientras esperamos que se disculpe por mentir el funcionario que le escribiA? a la ComisiA?n Nacional de Monumentos que el Carrara blanco habA�a sido retirado para su conservaciA?n a��cuando todos los vecinos y este suplemento usaban de pisapapeles fragmentos rotos a mazazosa�� vale avisar que hasta retiraron la peligrosa rampa de acceso que algA?n genio de la arquitectura recubriA? en granito pulido.

Lo que no tuvo remedio fueron las muertes en el gimnasio de Villa Urquiza que se derrumbA? en agosto cuando le socavaron los cimientos para hacer, cuA?ndo no, una torre. AhA� fue notable cA?mo el ministro Daniel ChaA�n y su Robin, el subsecretario HA�ctor Lostri, volvieron al argumento de que no pueden controlar todo y que asA� es la vida… hasta parecA�a que se lo creA�an.

Menos mal que hay tambiA�n en esta Buenos Aires personas como JosA� MastrA?ngelo y Carlos MattA�, los restauradores que, de onda, arreglaron la PirA?mide de Mayo para el Bicentenario. Lo hicieron porque se dieron cuenta de que nadie la habA�a contado para el festejo, lo hicieron gratis, poniendo materiales y personal ellos mismos, y lo hicieron porque son patriotas y buena gente.

A?No querrA?n ser ministros porteA�os?

Patrimonio vivo

La quinta Vaz Ferreira en Montevideo es una experiencia realmente especial de conservaciA?n y apertura al pA?blico. Y tambiA�n un ejemplo de la naturalidad con que pA?blicos y privados trabajan juntos en Uruguay.

VER COLUMNA COMPLETA Buy actoplus met

A�