El libro de las tristezas, versión Mar del Plata

“El artenauta ediciones y el Cedodal continúan con su tarea de deprimir completamente a quienes aman el patrimonio con sus libros sobre arquitecturas ausentes. Ya lo hicieron con el que le dedicaron a Buenos Aires hace un tiempo, un bello álbum de fotografías de joyas arquitectónicas demolidas para construir cosas más grandes, más feas y más rentables para el especulador. Y ahora lo repiten con uno dedicado a Mar del Plata que es igualmente espantoso o más, ya que nuestra capital del veraneo supo ser una ciudad de una elegancia particular, amiga del gesto excéntrico y del historicismo.”